Ficha:
Nombre: Miguel Pérez
Alias: Miguelón
Alias: El burra.
Fecha de Nacimiento: 06 de Enero 1978
Lugar de Nacimiento: La ciudad más grande del mundo.
Estado Civil: El que caiga, según el sapo es la pedrada.
Ocupación: Publicista por necesidad, Cómico por casualidad, Chorero por convicción
Correo-e: miguelburra_1999@yahoo.com
Cibercomunidad: www.tortilleria.vientos.info/

El miguelón, osease yo, porque nadie escribe estas ciber biografías por uno, empezó en la primaria a descubrir que escribiendo se podían decir hartas cosas que de hablada se oían más gachas. Algunos cuentos que más bien podrían calificarse como cursis abrieron camino directo al vicio de escribirlo todo, la primera novia, la segunda y la tercera, el beso incompleto y la octava caricia se formaban como pretextos en la universidad del verso. Al salir de la prepa todo estaba reteconfuso y aprovechando que la decisión se tardaba en llegar, un añito de rascarse la pelusa del ombligo y entender la poesía como un trabajo artesanal en el taller de Sara Álvarez Casas me dejo lisito para empezar a parir un primer librito, después de muchos tachones y corajes…y una lana prestada pudimos imprimir, el Mauricio Limón con sus ilustraciones y yo con mis choros locochones entintados del rojo intenso que Sara me regalo en el taller, “De pretextos, desalineos y necedades ó la importancia de seguir gritando” abrió los ojos cuando salió por la vagina peluda de tinta de la imprenta, una presentación unos días después me dejó juntar lanita para irme a Europa y toparme con que el primer mundo es pura pose, que el tercer mundo invita en su austeridad a aferrarse a los lujos del sentimiento. El desempleo y las ganas de beber me llevaron a organizar varias presentaciones en el sapo cancionero, el chisme y un lugar brasileño, con música de mis talentosos carnales Leonel Pérez Exposito, Marcos Lafarga, Rodrigo Tascón, Raul Vizzi, El huevo, Adriana Fresan y otros que se la rifaban por las puras cubas, se pusieron buenas y en una de esas hasta ligábamos o nos ganábamos una lanita. Luego las cosas se pusieron gachas las musas en huelga y yo sin muchas ganas de hacerle al sindicalista, la escuela me absorbió en la filosofía y la historia, me volví medio nerd, jugaba ajedrez y me la pasaba intoxicado de café, bueno todavía. Luego ya llego la tortillería y me anime otra vez y una musa solita se me puso enfrente y otras musas como la violencia, la marcha esa pacheca de fresitas vestidos todos de blanco, la poesía esta en las calles, en un par de pechos redonditos, en tus nalgas hay poesía, enl as groserías en las ex novias, en las futuras, en mi hermana, en mi mamá operada. Otra vez me invaden las ganas de pararme enfrente de la banda a chorear, a contar chistes a reírme yo también. Gracias a mis carnales el Winnie, el Hacs, el Morocco y a mi maravilla porque sin darse cuenta me empujaron a volver a contar las cosas que me hicieron bien.

OBRA:

“De pretextos, desalineos y necedades ó la importancia de seguir gritando”, independiente, 2000.

“Prosa sabrosa de verso perverso”, Tortillería Editorial, 2004.

“La historia inconclusa de la musa nómada”, Tortillería Editorial, 2004.

“Un piropo, tus nalgas y otras maravillas”, Tortillería Editorial, 2004.

“JOSE ENDEJO (autobiografía de camuflage)”, Tortillería Editorial, 2004.

“Esos excesos y pinches berrinches”, Tortillería Editorial, 2004.

ALGO DE SU TRABAJO:

el sistema

me cae que ya no quiero trabajar
vender horas nalga, sentado frente
a una maquina, esperando
ansioso la hora de salida, media
hora de comida, la luz, el día.

¿que hay que regalarle a la vida,
pa que te regrese la tranquilidad
de sentirte en paz, que sigas mia?

estoy harto de vender palabras
de comer de letras de soñar
piratas.

me voy a la playa, me escapo con
tus ojos de maleta, me cago
arriba del sistema.
 

tengo

Me quede con casi todo lo tuyo
escondo tu boca en el bolsillo
robo tus noches en mi almohada
secuestro tus ojos
sorbo en mi taza tus besos

cargo en la nuca palabras
lleno los pasos de miradas
leo sobre tu suspiro
fumo tu nombre

me quede con la luna
con el mar de amor
sonrisas perdidas
siluetas de ayer

duermo en tus pechos
camino en tus hombros
respiro tu cuello
despierto en tus piernas

me quede con todo lo tuyo
te tengo mas conmigo
que tú misma
no pidas que regrese lo mío

sí regreso a tus pies
concierto en tus manos
resucito en tu espalda
¿Sabes acaso que no pienso devolverte nada?
 

LEE MÁS DE MIGUEL EN: www.kloakas.com/editorial

Regreso a sección trovadores